10.4.08

Monty Python

Ya iba siendo hora de colgar ese monumento. La única pega es que no sean heces de bebé, en vez de tartas.

1 comentario:

El Maestro dijo...

No hay nada como la todopoderosa tarta de 3 pisos.